El matrimonio entre Pierre y Marie Curie no sólo fue prolífico en cuanto a descubrimientos, sino que una de las hijas de Pierre y Marie Curie, Irene Joliot-Curie, no solo  brilló como científica, sino que también se casó con un científico. La pareja conformada por Frédéric Joliot e Iréne Joliot-Curie fue muy destacada en el campo de la ciencia, específicamente la química. Fueron reconocidos con el Premio Nobel de Química el año 1935, por su labor en los estudios de la síntesis de nuevos elementos radioactivos, siguiendo la línea de descubrimientos iniciadas por los padres de Irene varias décadas atrás.

Irene Curie siguió los pasos de su madre no solo escogiendo la radiactividad como campo de estudio: también porque se casó con su compañero en la investigación, el brillante Frédéric Joliot. Y juntos ganaron el Nobel de Química de 1935 por crear artificialmente nuevos elementos radiactivos (isótopos) bombardeando boro y magnesio partículas alfa. ¿No les parece romántico? A ellos sí.

Comparte en tus redes sociales:
Máster Gratuito en Marketing Digital

Mary Plazas

Comunicadora social y docente universitaria. Directora del portal y programa radial Universidad en Línea. Facebook | Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *